10 septiembre 2014

Bolivia: Todos los candidatos presidenciales apoyan uniones LGBTI's

Los candidatos a la presidencia del Estado Plurinacional de Bolivia están a favor de las uniones entre personas del mismo sexo, como un principio de respeto a los derechos humanos y a la libertad de las personas. Los cinco representantes de los partidos políticos en carrera electoral coincidieron en adecuar leyes a la nueva realidad universal y se mostraron dispuestos a abrir el debate en este tema, aunque sin propuestas definidas. Sin embargo, solo dos de ellos manifestaron su acuerdo con el matrimonio igualitario e incluso están dispuestos a revisar la propia Constitución Política del Estado.

La CPE no permite expresamente, pero tampoco prohíbe taxativamente, el matrimonio entre personas del mismo sexo en Bolivia, de ahí que los candidatos a la presidencia del Estado demanden al TCP una interpretación evolutiva y sistemática del artículo 63.

Yo tengo mis valores producto de mi formación católica y familiar, respeto esas diferencias (matrimonio homosexual).
Yo soy absolutamente tolerante, no discrimino absolutamente a nadie y creo que lo que Bolivia necesita ahora es inclusión.
(Jorge Quiroga, PDC)
El matrimonio del mismo sexo no lo considero como un delito, será un pecado ante Dios pero no un delito que debe ser juzgado por los tanto esa es una realidad, una existencia y cualquier rato uno puede tener un hijo homosexual o una hija lesbiana. (Fernando Vargas, PVB)
Somos absolutamente partidarios de las uniones entre personas del mismo sexo a partir de una visión del amor, del sentimiento y la conformación de una familia. Aunque esta es una posición personal y no representa la totalidad del Movimiento Sin Miedo. (Juan del Granado, MSM)
Las relaciones libres entre personas que ejercen su libertad sexual es parte de una realidad y por lo cual forma parte de un debate mundial, forma parte de una realidad en Bolivia y debe formar parte de la reflexión y del debate del pueblo boliviano. (Carlos Romero, MAS)
También apoyaremos que las parejas homosexuales puedan asegurarse mutuamente en los seguros de salud nacional, de estar uno de sus miembros a favor del otro y recibir otros beneficios parecidos, que en nada perjudican a los demás esta situación. (Samuel Doria Medina, UD)



Sistema en tela de juicio
Para la Socióloga Lourdes Zabala, especialista en temas de género y ex directora del Instituto de Formación Femenina Integral, el matrimonio de parejas entre el mismo sexo pone en tela de juicio una institución milenaria, instalado en el imaginario de las personas hasta naturalizarse:

“Los matrimonios homosexuales están poniendo en cuestión la noción de la familia, del matrimonio basado en la heterosexualidad y en la reproducción de la familia en base a los niños...
El matrimonio homosexual es una crítica profunda a la sociedad “patriarcal” que se basa en una visión de relaciones heterosexuales instalada en el imaginario de las personas con la ayuda de la iglesia... No es un tema fácil, efectivamente está poniendo en cuestión uno de los pilares de la sociedad patriarcal capitalista que es el matrimonio heterosexual...".

El sociólogo Nelson Giros (MTN) argumenta:
".. nuestra CPE reconoce que no se debe discriminar por orientación sexual o identidad de género y la Ley 045 establece como delito a la homofobia y transfobia.
Pese a este reconocimiento aún se mira con recelo a las poblaciones de trans, lesbianas, gays y bisexuales, sobre todo en un espacio tan “sagrado” como es el matrimonio y la familia...
Grupos radicales de distintas religiones y gente conservadora ve a estas poblaciones y el reconocimiento de sus derechos como una amenaza a la sociedad y el principio del fin de la familia. Aquí cabe preguntarse ¿qué tipo de familia es la que defienden? Aquella donde las mujeres, en su mayoría, cargan con toda la responsabilidad de sacar adelante a sus hijos/as; o donde la violencia es una constante en la vida marital y la seguridad de los niños, niñas y mujeres se ve amenazada en el seno mismo de la célula de la sociedad como es el entorno familiar... 
Es importante precisar que en un Estado de derecho, además de laico e inclusivo con la diversidad, como el que estamos construyendo, se debe reconocer el derecho a formar una pareja y una familia a todos/as sus ciudadanos/as, por tanto el Código de Familia tiene la obligación de reconocer estas “otras familias” que las hay no solo en las áreas urbanas y que, hasta la fecha, ven vulnerados derechos y beneficios como el acceso al seguro social, pensión y la herencia entre otros."

De esta manera, el debate se abre en Bolivia. Es interesante apreciar que mientras en Perú, mostrarse a favor de los derechos de la comunidad LGBTI es, prácticamente, hacerse un "harakiri" político; en Bolivia al parecer no, pues todos los candidatos han lanzado propuestas pro-derechos LGBTI con el fin de ganar votos en las elecciones presidenciales bolivianas que se realizarán el próximo 12 de octubre.


Con info de: LosTiempos.com



Si te pareció interesante este artículo, compártelo:

No hay comentarios:

FanBox - Redes Sociales